Reclamos laborales en danza...

Martes 8 de octubre de 2013  

Con danza y música integrantes del Ballet de la Provincia se manifestaron el martes 8 de octubre al mediodía, frente al Teatro Provincial sobre la Plaza 9 de Julio, su reclamo de pasar a planta permanente y exigir la evaluación por desempeño, apoyados solidariamente por músicos de la Orquesta Sinfónica y la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), gremio que los nuclea.

Bailarines del Ballet se manifestaron

La manifestación como un cuerpo artístico concitó la atención de mucha gente a su alrededor. Sobre la Glorieta de la plaza enseñaron su arte con pancartas reclamando seguridad laboral, igualdad de derechos, continuidad e identidad del Proyecto Artístico del Ballet en Salta y no a la manipulación de los artistas; puntos expresados en un escrito elevado al Ministerio de Turismo y Cultura, el pasado 12 de junio, pero que no tuvo respuesta alguna.

A partir de este hecho los trabajadores de declararon en estado de alerta, asamblea y movilización. La reacción desde el Ministerio, que supuestamente está dispuesto a dialogar, no se hizo esperar. El martes al mediodía en el lugar de la protesta, estuvo una enviada de Mariano Ovejero, la directora de Recursos Humanos, a quien se la vio tomando los nombres de los bailarines que participaron de la protesta para luego sancionarlos, denunciaron los artistas manifestantes.

Luego el propio Ovejero en sus palabras dejó entrever que habrá sanciones ante la consulta de la prensa por el tema. “No me opongo a que los integrantes del Ballet Clásico de la Provincia se manifiesten pero que lo hagan fuera del horario laboral y también espero su disposición a sentarnos a hablar pacíficamente para llegar a un acuerdo”, señaló.

“El actual sistema de continuidad en el organismo consiste en un concurso abierto cada dos años en todos los cargos, el cual no contempla idoneidad laboral del trabajador ni la antigüedad en el cuerpo artístico” sostienen los trabajadores del sector. Es por eso que solicitan garantías en la continuidad de quienes de manera idónea realizan a diario su trabajo en el Ballet de la Provincia. El Ballet renueva su planta de bailarines cada dos años perdiendo continuidad como proyecto artístico a largo plazo.

Afirmaron además que “no se considera la situación de aquellos bailarines que, formando parte del organismo, el día del concurso pueden presentar situaciones particulares o lesiones que no les permitan concursar satisfactoriamente y así quedan automáticamente sin empleo”.

El sector de la danza reclama los mismos derechos al sistema logrado por la Orquesta Sinfónica de Salta, para el óptimo desempeño para los trabajadores de los Cuerpos Artísticos, cuya finalidad es evaluar el trabajo cotidiano de todos los integrantes, garantizando por un lado el nivel artístico-profesional de los cuerpos y, al mismo tiempo, la seguridad de los integrantes que cumplan idóneamente su tarea. Este sistema se aplica en los Cuerpos Artísticos Nacionales (Orquestas, Coros y Ballet) desde el año 2008.

Ovejero abierto el dialogo con artistas

El ministro de Cultura y Turismo, Mariano Ovejero, sobre la problemática con los bailarines del Ballet Provincial manifestó a la prensa sobre la igualdad de derechos, que la situación jurídica de la Orquesta Sinfónica y del Ballet Clásico de la Provincia es diferente pero que “igual está abierto al diálogo”. Aclaró que la Sinfónica fue creada por Ley mientras que la compañía de danza, por un decreto. “El único organismo creado por una ley que fija requisitos para su funcionamiento es la Orquesta”, sostuvo.

“Sobre las bases del reglamento que establece el decreto se convoca a concurso para cubrir cargos en el Ballet de la Provincia, es así que el aspirante sabe que tiene que probarse cada dos años. Ellos tienen la opción de aceptarlo o no”, les recordó ovejero. Luego de subrayar que siempre estamos dispuestos a la charla, les recalcó a los manifestantes que “los concursos tanto para directores como para bailarines mantienen el nivel de la compañía. Y si ellos tienen inquietudes, las queremos escuchar”.