El cine perdió a Omar Sharif

Viernes 10 de julio de 2015  

Michel Demitri Chalhoub, como se llamaba en realidad el actor egipcio que se hizo famoso como Omar Sharif, falleció ayer a los 83 años de un infarto en El Cairo. Hace un tiempo su hijo había revelado que padecía Alzheimer. Fue protagonista de las recordadas películas "Lawrence de Arabia" y "Doctor Zhivago". Entre sus últimos grandes éxitos figura "El señor Ibrahim y las flores del Corán" (2003). En total rodó más de 100 películas de Hollywood.

Actor de Doctor Zhivago
y Lawrence de Arabia

En sus últimos años de vida, Sharif estuvo alejado del mundo del espectáculo, aunque cada tanto hacía una aparición pública para eventos muy particulares como la que hizo en 2011 para el festival de cine de Nueva York o en 2013 para el festival de Vienna.

Su enfermedad que mantuvo en secreto hasta este año, fue una de las razones de su alejamiento de las cámaras. En 2007, además, Sharif tuvo un problema con la ley y fue condenado a dos años de libertad condicional por una fuerte discusión que mantuvo con un empleado de un restaurante.

"Sufrió un infarto y murió en un hospital de El Cairo", dijo su agente, Steve Kenis a la agencia de noticias DPA. Sharif era ya un galán del cine egipcio cuando en 1962 David Lean lo fichó para "Lawrence de Arabia", película que marcó su salto a la fama internacional y le valió una nominación al Oscar como mejor actor de reparto. Sí se llevó el Globo de Oro, al igual que por "Doctor Zhivago" (1965).

Debutó a los 22 años en el cine egipcio a las órdenes del maestro Youssef Chahine. El público lo aceptó rápidamente como galán de moda, y así llegó a protagonizar 18 películas seguidas. Cuando David Lean buscaba actores árabes que hablaran inglés para Lawrence de Arabia, vio una foto de Sharif y quedó impresionado por la apariencia física del actor.

El papel de príncipe Alí le reportó ser proclamado candidato al Óscar, lo que paradójicamente no le ocurrió con Doctor Zhivago, aunque sí ganara por este trabajo el Globo de Oro al mejor actor en 1966. Establecido definitivamente en Hollywood, fue reclamado por directores de la talla de John Frankenheimer, Richard Fleischer, Fred Zinnemann, Francesco Rosi, Anatole Litvak, Blake Edwards, William Wyler y Anthony Mann.