José Acho

Dulce y ardiente como el mezcal

Martes 8 de marzo de 2016  

Hay algo más allá del “tremendo recital” de Lila Downs en Salta, calificado así con justa razón a su primera vez en vivo para los miles de seguidores locales que no se ahorraron halagos por las redes sociales luego de ovacionarla de pie en el Teatro Provincial. No fue solo un “tremendo show” por esa sensibilidad, por su arte o magia en su canto, sino también porque respira Latinoamérica en cada letra que la desencadena y en cada tono de su gran voz.

Lila Down, una voz dulce como el chocolate, ardiente como el mezcal

Más allá de los gritos “genia”, “hermosa” o “te amo”, sus profusos temas desparramados con toda su devoción hacia el público, su disco “Balas y chocolate” es un mezcal endiablado, como el amor y ardiente como la pena. La cantante con temas cargados de conciencia, dispara munición gruesa, letras que la desencadenan, y como ella misma dice están: “la vida y la muerte en una ofrenda musical”.

Además su canto con pasión desbordante, sin fisuras en iluminación, sonido, organización y pleno de musicalidad con sus ocho pródigos músicos en escena, el disco en vivo está atravesado por ese sincretismo mexicano conjugado en la celebración de la vida, el amor, raíces, tradiciones y la muerte.

JPEG - 169.6 KB
Lila Downs en el Teatro Provincial (foto Laura Dip - clic para agrandar)

Todos nos desbordamos por la enorme figura artística de Lila Downs y su poderosa voz. Sus canciones son un respiro y una demanda en medios de la argentina actual que vivimos, atravesada por el libre mercado y el culto capitalista. Ellas nos hablan de libertad, respecto, dignidad. “Más que por la fuerza nos dominan por el engaño”, dicen las pancartas de una de sus canciones. Otra habla de “ayudar al que lo necesita, no es solo parte deber, sino de la felicidad”.

Durante casi dos horas la noche del lunes 7 de marzo, víspera del día de la Mujer, su canto incluyó celebraciones varias, sus temas son pequeñas historias de nuestra identidad profunda con toda la sensibilidad del amor, pero con imágenes fuertes: la muerte siempre presente, la iguana, el cacao, Guajaca, la mujer y el amor.

JPEG - 153.4 KB
Lila Downs junto a Mariana Carrizo (foto Laura Dip - clic para agrandar)

Lila Down se despidió de todos con la sorpresa de un homenaje a la mujer, invitando a la coplera salteña Mariana Carrizo para cantar juntas “Doña Ubenza”. Final con aplausos seguido de una ovación de pie para una cantora universal que vino por primer vez a Salta a cantar el sueño latinoamericano de Martí, Bolivar y San Martín, una voz mexicana dulce como el chocolate y ardiente como el mezcal.

  • José Acho
    info@calchaquimix.com.ar
  • Fotos: Laura Dip
    para Calchaquimix

“La Patria Madrina”

Hoy me levanté con el ojo pegado
ya miré el infierno, ya miré las noticias
fosas, muertos, daño a madre naturaleza
ambición, poder y a mí me agarró la depre.

Todos quieren tajo del petróleo bussines
y a quemar la madre tierra con urgencia
para hacer más carros, para gastar más dinero
como si pudieras comprarte la felicidad.

"Y todo amaneció, mejor, mejor..."

Tu eres la patria de toda mi ilusión
el que no respete le parto el corazón
como me la pinten yo le brinco este son
y al son que me toquen yo bailo esta canción.

De ese filo es mi machete que lo sepan bien
que lo sabe bien el diablo a quien se le aparece
ya bebimos agua de este mismo jarrón
no te me revientes que es el último jalón.

¿Cuáles son los ideales de los latinoamericanos?
¡Mis hermanitos!
El sueño de Simón Bolívar, José Martí, Vicente Guerrero
¡Epa!

Hoy me levanté mis ojos se aclararon
hoy planté una milpa en una llanta vieja de mi barrio
aunque todo, todo se caiga, alrededor
yo te veo al centro, como un cañón.

Esta medicina se toma a cucharadas
de palabras venenosas que normalmente no se hablan
y se enjuaga con chile, con chela, mezcal y tequila
cuando muevo el cuerpo, con la flor de tu poesía.

"Y todo amaneció, mejor, mejor..."

Tu eres la patria de toda mi ilusión
el que no respete le parto el corazón
como me la pinten yo le brinco este son
y al son que me toquen yo bailo esta canción.

De ese filo es mi machete que lo sepan bien
que lo sabe bien el diablo a quien se le aparece
ya bebimos agua de este mismo jarrón
no te me revientes es el último jalón.

“Vivos se los llevaron y vivos los queremos,
Latinoamericana de honor, no puedo traicionar mi ideal,
mi patria es primero, Vicente Guerrero”.

  • Del disco "Balas y Chocolate" de Lila Downs