El disco “Help! cumplió 50 años

Jueves 6 de agosto de 2015  

Hace 50 años salía a la venta Help!, el álbum de The Beatles que contiene “Yesterday” y que representa una fase de transición para el grupo de Liverpool hacia la madurez creativa. El álbum publicado un 6 de agosto, contenía en el lado A siete temas de la columna sonora de la película de Richard Lester cuyo debut mundial tuvo lugar en el London Pavilion el 29 de julio de ese mismo año, ante la presencia de la Princesa Margaret, de la Condesa y del Duque de Snowdon.

Gracias al productor George Martin, Help! es también el primer álbum auténticamente estereofónico de los “Fab Four”. Además de su histórico aporte musical, no hay que olvidar que los Beatles tuvieron un rol clave en el progreso tecnológico para la grabación en los estudios.

El tema que abre el álbum fue escrito por John Lennon y expresa todo su sentimiento de malestar y dudas frente a las presiones generadas por la Beatlemanía y por un matrimonio que estaba naufragando: “Y ahora mi vida ha cambiado de muchas maneras. Mi independencia parece desvanecerse en la niebla, pero de vez en cuando me siento tan inseguro…”, afirma uno de los párrafos de “Help”.

En la placa también aparecen dos covers, "Act Naturally", cantada por Ringo Starr, y "Dizzy Miss Lizzy", un rock’n’roll escrito por Larry Williams que desde hacía tiempo figuraba en el repertorio en vivo del grupo.

Por admisión de Lennon, en Help se hace sentir la influencia de Bob Dylan y se respira las tendencias de fondo del escenario rock británico que había comenzado a ampliar sus horizontes.

El disco incluye dos súper clásicos como "You’ve Got To Hide Your Love Away" y "Ticket To Ride": pero más allá de esto, el título más célebre, y celebrado, es "Yesterday".

El tema fue soñado por Paul una mañana que se despertó con ese motivo en la cabeza, de una manera tan clara que pensó que había sido escrito por otro. El primer título del tema fue "Scrambled Eggs", que hacía rima con "I Love Your Legs". Tras obtener el vía libre de John, George y Ringo, la canción fue grabada solamente por Paul McCartney. La idea de añadir un cuarteto de arcos fue -tanto para cambiar- de George Martin.